Nobleza obliga (pero conste que a regañadientes)

Lunes temprano a la mañana. Muy temprano para pensar. Entré en mi oficina, prendí las máquinas, las luces, abrí las ventanas, y me quedé largo rato mirando el río. Desde mi ventana, veo el río, y los edificios de Puerto Madero, y la nueva plaza de Cristóbal Colón. Vista inmejorable. Aunque hoy era un día gris, indefinido. Llover o no. Yo había llevado mi paraguas, que definitivamente, quedó colgado del perchero, cuando me fui, porque finalmente no llovió nada.


Cuestión, estaba yo ahí mirando, perdida en pensamientos. Tenía ganas de escribir una entrada digna de leerse, pero no sabía bien ni por dónde, ni con qué empezar. Recordé una obra de teatro maravillosa, que me llenó el alma en mis años jóvenes. “Prohibido suicidarse en primavera” de Alejandro Casona. Desopilante obra de teatro. Breve pero jugosa, sustanciosa, llena de perlitas.(Pueden ver una síntesis acá).
Inmediatamente pensé en Vero, mi amiga del alma, de las letras, de los cuentos, de las poesías y un millón de submundillos. Escritora de cepa. Más de alma que de estudio riguroso y erudito, a la que sé que aún le obsesionan las oraciones simples con un profundo significado.Y mientras yo miraba por la ventana del edificio donde trabajo, me remonté a los años en los que nos conocimos, en ese mismo lugar, pisos más, pisos menos.


Yo pulcra secretaria, de seriedad a ultranza, y ella una pequeña “elfa” Correctora Literaria. Así fue como supe de esta pequeña persona, que se transformó en mi amiga del alma. Vero escribía, desde siempre, y yo intentaba escribir. Y nos leíamos, y hablábamos de todo sin necesidad de medir ni media palabra. Me hacía tanto acordar a Libertad, la amiga de Mafalda!
Ahí estaba yo, pensando en ella, y en que jamás le conté que me encantaba esta obra. Últimamente, estos últimos días, me agarraron como unas ganas incontrolables de leerla nuevamente, y entonces, con frases frescas para citar sin empacho, contarle finalmente a Vero. Decidí apresurar mi reencuentro, y salí a buscarla. A la obra. La encontré. Y si bien no olía a libro nuevo, aroma que me puede, olía a recuerdos. En auténtica versión de descarga de libros on line, o e-books, como más les guste.
Bendije a San Internet (¿o Santa Internet?), y me dispuse a abrir el archivo. Sentí semejante emoción!!!. Y repentinamente, Vero volvió a mi mente. Tengo que contarle, tengo que contarle... resonaba con eco.
Días atrás le había mandado orgullosa el link para el blog, pero a pesar de esperar urgentemente sus comentarios (siempre consideré su palabra como la más autorizada para criticarme, literariamente hablando, porque jamás escuché una sola crítica como amiga), estos nunca llegaron.


Para tener el e-book en cualquier momento, me lo direccioné al mail. Fue entonces cuando la encontré, justo donde la esperaba. Ahí estaba Vero.


No sólo había recibido mi mail, y lo había respondido (leerla fue una gran invitación a reír de principio a fin) sino que además, había entrado al blog, lo había leído de punta a punta, y había escrito sus comentarios. Qué desgraciada! Pensé para mis adentros, mientras moqueaba leyéndola, y sonreía como idiota. Delante mio estaba toda su batería de palabras. Si, Vero tiene blog, justo aquí
Inmediatamente, las manos fueron al teclado para comenzar a escribir esta entrada de hoy, que están leyendo. Tenía decidido, de norte a sur y de este a oeste, dedicarle completamente la entrada a mi amiga Verónica (insisto, es un elfo! esta chica tiene poderes!)


Comencé, tropecé, borré y volví a comenzar. No saqué ni medio lustre al teclado, y desistí, con la idea fija en hacerlo más tarde, cuando ya todos duermen. Y acá viene mi "a regañadientes", mi emoción y mis nuevas lágrimas.


Ahí estoy yo, sentada, teclado en dedos, monitor en firme blanco, dispuesta a todo o nada. Lu mira un programa de “La Traviata”, suenan tenores, sopranos, italiano y clásico, con lo cual, tengo música inspiradora asegurada de fondo.


¿Queeeé!??…. “me ganó de mano!, la muy desopilante, correctoraliteraria, re-dac-to-ra... amiga del alma mía, me jugó sucio, y me ganó de mano!”


Imperdonable!


Segundos antes de borrarme de este mundo, para internarme en este otro de escribir, entré a su blog para mostrárselo a Lucas, y discurrir si realmente las polillas no son las hermanas feas de las mariposas. Frase a la que dedicaré una entrada totalmente nueva!
Justo ahí, descubro la tamaña traición (el que avisa no traiciona, y yo ni me enteré)


Mi amiga, mi adorada HadaVe, escribió de mi, de ella y de nosotras. Y aunque mis ojos no daban crédito a lo que leían (¿escribió de mi?!) Me reí con los dientes al aire, y el alma en el cielo.


Mi AMIGA RANI, para la que yo soy Lechu,
Mi ADORABLE Y ENTRAÑABLE AMIGA,


La escritora, Correctora literaria. La Poetiza, escribió acerca de mi. Y yo, ante tamaña osadía, me he quedado sin palabras, aunque llena de emociones. (acá podés leer “Blog Amigo”)

Así que, Nobleza obliga

Acá les dejo un poema de Verónica Andrea Rucio, MI AMIGA, con la que compartimos más que un nombre en común:

PARAGUAS

Techito frágil y portátil
hecho de liviandad y de odio al agua
te empuño como un sable.
Así venzo
de una estocada
la primavera acuática y gris que cae del cielo

4 comentarios:

  1. ¡Lechu!
    Qué emoción tengo al leerte. Como si no hubiera pasado el tiempo, ¿no? ¡Gracias!

    Pucha, ahora soy yo la que se quedó sin palabras...

    Te quiero mucho, Lechu, HadaLau, amiga del alma.

    Besitos.

    Vero

    ResponderEliminar
  2. Ah, me quedó algo en el tintero: ¡Sí, te gané de mano! Ja ja ja.

    Vero

    ResponderEliminar
  3. Anónimo1/30/2008

    Recibí este SMS el que transcribo, ANCHA:
    "Lo acabo de leer! No hay de qué preocuparse... tu magia hace que el que te lea, vea imágenes. Eso aparentemente sigue intacto! Y crece si lo alimentás...

    ResponderEliminar
  4. Anónimo1/31/2008

    Esto no vale!!!
    Recién hoy 30 de enero, después de haber limpiado mi parrilla, mi querida parrilla, me senté ante la
    máquina a fijarme si tenía mails, sabiendo que iba a encontrar basura pero no, oh!!! sorpresa!!! blog de Lauri!!
    Lo abro, leo su ultima publicación, maravillosa!! como
    de costumbre, sigo y me encuentro con una foto!!! que fotooo!!! y para rematarla acompañada por un escrito! Que dúo!! foto y escrito!! dúo que me hizo cambiar
    de dial y me transportó a la emoción hasta las lágrimas.... ESTO NO VALE!!!!!! Me dejaste sin
    palabras...con un monton de recuerdos, con un monton de pensamientos... ESTO NO VALE!!!!!!!

    ResponderEliminar